Las cuentas remuneradas pueden ser una opción muy interesante para aquellos que buscan una forma segura y rentable de invertir su dinero. A diferencia de otras opciones de inversión, como la bolsa o los fondos de inversión, las cuentas remuneradas ofrecen un interés fijo garantizado, lo que significa que siempre sabrás cuánto dinero ganarás al final del periodo acordado.

En este artículo, vamos a explorar por qué es una buena idea contratar una cuenta remunerada, así como las razones por las que podrías ganar más dinero si lo haces.

¿Qué son las cuentas remuneradas y por qué son importantes?

Las cuentas remuneradas son una herramienta de ahorro que te permite ganar intereses sobre el saldo de tu cuenta. A diferencia de las cuentas de ahorro tradicionales, las cuentas remuneradas ofrecen tasas de interés más altas, lo que significa que tu dinero crecerá más rápido.

Una cuenta remunerada es una cuenta bancaria que ofrece un interés fijo garantizado por un período determinado. Por lo general, este tipo de cuenta es ofrecido por los bancos y las cooperativas de crédito, y se utiliza para depositar dinero que no necesitas a corto plazo.

A diferencia de una cuenta corriente, que no suele generar intereses o lo hace a una tasa muy baja, una cuenta remunerada te permite ganar intereses sobre tus ahorros. Estos intereses pueden variar dependiendo del banco, la cantidad de dinero depositada y el plazo de la cuenta, pero en general suelen ser más altos que los ofrecidos por otras opciones de inversión con bajo riesgo.

Ventajas de una cuenta remunerada:

  1. Rentabilidad garantizada

La principal ventaja de una cuenta remunerada es que el interés que se te paga está garantizado, lo que significa que siempre sabrás cuánto dinero ganarás al final del período acordado. A diferencia de otras formas de inversión que implican un mayor riesgo, como la bolsa, las cuentas remuneradas ofrecen una tasa de interés fija que no varía durante todo el plazo de la cuenta.

  1. Bajo riesgo

Otra ventaja de las cuentas remuneradas es que son una opción de inversión de bajo riesgo. Al depositar tu dinero en una cuenta remunerada, puedes estar seguro de que tu inversión no perderá valor debido a las fluctuaciones del mercado. Aunque el interés que se paga puede ser menor que el de otras opciones de inversión, como la bolsa, el riesgo es mucho menor.

  1. Liquidez

Las cuentas remuneradas también ofrecen alta liquidez, lo que significa que puedes retirar tu dinero en cualquier momento sin penalización. Esta flexibilidad te permite utilizar tus ahorros según tus necesidades sin preocuparte por perder intereses.

  1. Diversificación

Otra ventaja de las cuentas remuneradas es que pueden ser utilizadas como parte de una estrategia de diversificación de inversión. Al combinar cuentas remuneradas con otros tipos de inversiones, como la bolsa o los fondos de inversión, puedes reducir el riesgo y obtener una rentabilidad equilibrada.

La mejores cuentas remuneradas de este año

Aunque cada banco puede ofrecer diferentes tipos de cuentas remuneradas, en Fintonic nos hemos dado a la tarea de traer las que consideramos como las mejores del mercado hoy, te dejamos un link para que lo compruebes por ti mismo:

En Fintonic seleccionado el top 6 de las que consideramos ahora mismo son las mejores cuentas remuneradas de España, aquí te dejamos la lista.


Gana un 2,46% sobre tus ahorros
Sin comisiones añadidas
Abre tu cuenta en sólo 5 minutos


3,60% TIR (EUR) desde 1000€.
Fondos indexados, ETF’s, planes de pensiones.
0 comisiones


2,5% TAE hasta 70.000.
Sin mover tu nómina.
Sin comisiones.


Llévate 300€ trayendo tu nómina.

2% hasta 15.000€.
Alta online en 10 minutos


3% TAE hasta 20.000.
Sin comisiones
Contratación 100% online.


5,12 % TAE, 5 % TIN anual hasta 5.000 € durante 12 meses, domiciliando la nómina o pensión de al menos 900€/mes.
Tu dinero siempre disponible. Retira en cualquier momento lo que necesites. Sin gastos ni comisiones. Consulta condiciones en openbank.es.
*Solo para nuevos clientes


Veamos un ejemplo para entender mejor cómo una cuenta remunerada puede ayudarte a ganar más dinero

Supongamos que tienes 10,000€ que no necesitas a corto plazo y que quieres invertirlo de forma segura y rentable. Si depositas ese dinero en una cuenta remunerada que ofrece una tasa de interés del 1% TAE durante un año, al final del año habrás ganado 100€ en intereses.

En comparación, si ese mismo dinero lo inviertes en la bolsa, los retornos podrían ser mucho mayores, pero también existe un mayor riesgo. En un año, podrías obtener una ganancia del 10%, lo que significa que habrías ganado 1,000€. Sin embargo, también es posible que pierdas dinero si el mercado se desploma.

Por lo tanto, si estás buscando una inversión segura y de bajo riesgo, una cuenta remunerada podría ser una excelente opción. Si bien el interés que se paga puede ser menor que el de otras opciones de inversión, la rentabilidad está garantizada y puedes estar seguro de que tu inversión no perderá valor debido a las fluctuaciones del mercado. Además, puedes retirar tu dinero en cualquier momento sin penalización, lo que te da una gran flexibilidad en el manejo de tus ahorros.

Claves para elegir la mejor cuenta remunerada con beneficios

Antes de decidirte por una cuenta remunerada, te sugerimos que tengas en cuenta estas características.

RENDIMIENTO: la rentabilidad de la cuenta es un aspecto fundamental de este tipo de productos y, naturalmente, cuanto más alta sea, mayores serán tus ganancias. Para verificar el rendimiento y comparar entre las diferentes ofertas, es importante que te fijes en la tasa anual equivalente (TAE).

CARGOS: busca cuentas remuneradas sin cargos adicionales para que tus ganancias no se vean afectadas.

PERIODO: se refiere al tiempo durante el cual se generan intereses, por lo tanto, está estrechamente relacionado con la rentabilidad ofrecida por las entidades financieras. Algunas cuentas no tienen un período determinado, mientras que otras solo ofrecen intereses durante un cierto tiempo, después de lo cual la rentabilidad disminuye o desaparece por completo. En este sentido, puede ser más conveniente abrir una cuenta con una rentabilidad del 1,75% anual que optar por una con un interés del 2% a tres meses.

LÍMITE DE SALDO: las cuentas corrientes remuneradas suelen tener un límite máximo sobre el cual se aplican los intereses, y algunas también establecen un saldo mínimo para que los ahorros sean remunerados.

REQUISITOS DE VINCULACIÓN: algunas cuentas remuneradas pueden requerir que cumplas ciertos requisitos de vinculación, como domiciliar tus ingresos durante un período determinado para poder acceder a los intereses. Debes evaluar si te conviene cumplir con estos requisitos a cambio de rentabilizar tus ahorros.

Descubre por qué las cuentas remuneradas son clave para hacer crecer tu dinero

La importancia de las cuentas remuneradas radica en que te permiten sacar el máximo provecho de tu dinero. Dejar tu dinero solamente en una cuenta de ahorros puede significar una pérdida de oportunidades para hacerlo crecer. Por ejemplo, si tu cuenta de ahorros ofrece una tasa de interés del 0.1% y la inflación es del 2%, tu dinero está perdiendo valor con el tiempo.

¿Por qué no deberías dejar tu dinero solamente en una cuenta de ahorros?

Algunas razones por las que deberías considerar una cuenta remunerada en lugar de dejar tu dinero solamente en una cuenta de ahorros son:

  1. Tasas de interés más altas: Las cuentas remuneradas suelen ofrecer tasas de interés más altas que las cuentas de ahorros, lo que significa que tu dinero crecerá más rápido.
  2. Protección contra la inflación: Las cuentas remuneradas pueden ayudarte a proteger tu dinero contra la inflación, ya que las tasas de interés suelen ser más altas que la inflación.
  3. Flexibilidad: Las cuentas remuneradas te ofrecen la flexibilidad de depositar y retirar dinero cuando lo necesites, sin penalizaciones.

Cómo tributan las cuentas remuneradas

La fiscalidad de las cuentas remuneradas es exactamente la misma que la de una cuenta de ahorro. Las ganancias que generan las cuentas remuneradas, como cualquier otro ingreso que perciba el usuario, están sujetas a impuestos.

El impuesto para los rendimientos de las cuentas remuneradas va por tramos de ganancias y se calcula de la siguiente manera:

  • Por ganancias de hasta 6.000 euros, un 19%
  • Entre 6.000 y 50.000 euros, un 21%
  • Entre 50.000 y 200.000 euros, un 23%
  • A partir de 200.000 euros, un 26%

¿Cuál es la diferencia entre cuenta remunerada y depósito a plazo fijo?

La principal diferencia entre una cuenta remunerada y un depósito a plazo fijo es que los los plazos fijos tienen una duración determinada, en función del depósito que elijamos, mientras que una cuenta remunerada podremos cancelarla en cualquier momento.

Además, generalmente en un depósito solo haremos una aportación inicial, sin tener posibilidad de ir realizando aportaciones parciales y periódicas cada vez que lo deseemos. Sin embargo, en una cuenta remunerada sí podremos ingresar y retirar dinero siempre que lo deseemos.

Generalmente, como un plazo fijo suele tener una duración determinada y los plazos suelen ser a medio-largo plazo, la rentabilidad puede ser mayor que la de una cuenta remunerada, pero esto depende más de la entidad y depósito en concreto que como condiciones generales de una cuenta remunerada y depósito a plazo fijo. 

Conclusión

En conclusión, si buscas una inversión segura, rentable y flexible, una cuenta remunerada puede ser una excelente opción. Ofrece una rentabilidad garantizada, bajo riesgo, alta liquidez y puede ser utilizada como parte de una estrategia de diversificación de inversión. Investigar y comparar las opciones disponibles en los distintos bancos te ayudará a elegir la cuenta remunerada que mejor se adapte a tus necesidades y objetivos financieros.

Si te interesan otros productos financieros, como depósitos o inversiones, en Fintonic te ayudamos a encontrar los mejores de este año.

Recuerda que las cuentas remuneradas son una opción de ahorro atractiva que te permite hacer crecer tu dinero de forma segura y efectiva. No dejes que tu dinero pierda valor con el tiempo, ¡abre una cuenta remunerada hoy mismo!