Hoy en día, tener una cuenta bancaria es fundamental. Sin embargo, llega un día en el que nos puede interesar tener nuestro dinero en otro banco. Si es tu caso y quieres eliminar una de tus cuentas, te contamos cómo cerrar una cuenta bancaria y cómo hacer para no perder tus datos de gastos e ingresos en esa cuenta.

Pasos a seguir para cerrar una cuenta bancaria

A la hora de guardar nuestro dinero, las cuentas bancarias son uno de los productos financieros más habituales. Y es que, tener una cuenta nos permite realizar transferencias, recibirlas, vincular una tarjeta para pagos, etc. Como te decimos, es prácticamente imprescindible hoy en día.

Pero el hecho de que tengas una cuenta no quiere decir que te tengas que aferrar siempre a ella. En cualquier momento puedes eliminarla y llevar tus ahorros a otro lado. Pero, ¿cómo? ¿Es un proceso complicado? 

Son muchas las formas que existen de cerrar una cuenta bancaria. Así a bote pronto, que sepas que por lo general se puede cerrar directamente desde la banca online. Si te fijas, en la configuración de tu cuenta debería aparecer algo así como cancelar cuenta

Otra posibilidad, es acudir a tu banco e informar de que quieres cerrar una cuenta bancaria. Es un proceso que puede llevarte un par de minutos. Eso sí, tendrás que sacar el saldo antes. 

No obstante, ten en cuenta que cada banco puede tener sus propias condiciones. Por ello, aunque en la mayoría de casos se hace de esa manera que te contamos, es importante que tengas en cuenta lo siguiente:

Requisitos para cerrar una cuenta

Obviamente, no se puede cerrar una cuenta con deudas. Por ello, los bancos suelen poner una serie de condiciones para que puedas cerrar una cuenta sin más.

Es fundamental que compruebes que no tiene permanencia, operaciones pendientes, créditos asociados, etc. Cualquier producto financiero vinculado a tu cuenta deberá ser cancelado antes, para que puedas cerrar tu cuenta.

También es necesario que retires el dinero de la cuenta y aún, dejándola a cero, no se cierra sola. Tendrás que firmar la cancelación y entregar todo lo que tengas asociado, como pueden ser las tarjetas y las libretas.

Además, también debes solicitar un justificante de cierre de cuenta. Por si acaso. Normalmente, ya te lo da la entidad bancaria. 

Una vez termines, ya puedes ir con tus ahorros a otro banco. Pero si todo ha ido bien hasta aquí, seguro que has conseguido cerrar tu cuenta bancaria con éxito

Requisitos para cerrar una cuenta

¿Se pierden los datos?

A lo largo de años utilizando las cuentas bancarias, se acumulan muchos datos importantes. Nuestros gastos medios, ingresos, etc. Si cerramos una cuenta, ¿estos datos se pierden? Obviamente, si cierras la cuenta en el banco en el que la tenías, dejarás de tener acceso a tu historial y a todo sobre ti. 

Pero no te preocupes, porque si utilizas Fintonic no perderás tus datos. Si bien es cierto que cuando cierras tu cuenta pierdes todos los datos, pero si utilizas la aplicación de Fintonic y conectas tu cuenta bancaria antes de cerrarla, tendrás todos los datos a salvo.

Podrás seguir viendo los movimientos aunque la cuenta esté cerrada, para que los tengas siempre a tu disposición y puedas consultarlos. Es una forma cómoda de que los usuarios no pierdan los datos que tuvieron en esa cuenta que ahora ya no tienen. Además, es completamente gratuito como ya sabes.

Al saber que no pierdes los datos aunque cierres tu cuenta bancaria, quizás te interese más esta opción y te decidas a hacerlo. No pierdas la oportunidad y recuerda que puedes preguntarnos en los comentarios cualquier duda.

Descarga Fintonic