Una de las ventajas que tiene ser autónomo, además de ser tu propio jefe y trabajar para ti mismo, es que puedes deducirte fiscalmente más seguros que un trabajador por cuenta ajena. En este sentido, quizá lo más destacable, son las deducciones fiscales en los…