¿Llevas años pagando una deuda de tu tarjeta y sientes que no se termina nunca? ¡Podría tratarse de una tarjeta Revolving! En la siguiente guía te contamos todo sobre ellas y los pasos a seguir para reclamar tarjeta Revolving y recuperar lo que pagaste de más.

Qué es una tarjeta Revolving y cómo reclamar

Una tarjeta Revolving es un tipo de tarjeta de crédito donde las compras o disposiciones en efectivo que se realizan con ella, se pagan a plazos. Por lo general, se fija una cuota cada mes o un porcentaje de la deuda pendiente.

El principal problema de este tipo de tarjetas, está en sus elevados intereses, que rozan el abuso. Funciona como un microcrédito en el que se llegan a aplicar intereses abusivos del 20 al 30% en muchos casos, y que por supuesto son más altos que los registrados por el Banco de España para créditos personales.

El problema, es que pagando cuotas mensuales bajas cada mes y sumando unos intereses tan altos, la deuda se alarga en el tiempo y no se termina de pagar “nunca”. ¿Imaginas tener que pagar 3000 euros por una deuda de 1000? Puedes ocurrir…

Si estás en esta situación, lo primero que debes hacer es comprobar si el tipo de tarjeta que tienes y que te está endeudando es Revolving. Para ello, puedes comprobar si el tipo de interés (T.A.E. o Tasa Anual Equivalente) es superior al 20-25%.

Al superar el 25% TAE, implica usura. Entra en juego la Ley de 23 de julio de 1908 de Represión de la Usura, que es clave para que los clientes afectados por este tipo de tarjetas puedan reclamar y conseguir hacer justicia.

Banner para conseguir una tarjeta gratis de Fintonic

¿Qué se puede reclamar?

Si tienes una tarjeta Revolving puedes reclamar la declaración del contrato como nulo y la devolución de los intereses pagados de más.

En el caso de haber pagado más dinero del prestado, puedes reclamar vía judicial la nulidad del contrato y el exceso de capital abonado más los intereses. Además de otros gastos que haya podido conllevar la contratación de la tarjeta, como seguros o comisiones.

En el caso de no haber llegado a pagar lo prestado del todo, puedes reclamar judicialmente la nulidad del contrato y la devolución de intereses, posible seguro y comisiones. Luego, a mayores tendrás que abonar a las entidades financieras el capital pendiente de pago.

Cómo reclamar tarjeta Revolving paso a paso

Hay 2 vías para reclamar:

Reclamación extrajudicial

Si deseas intentar la reclamación pro vía extrajudicial, debes ponerte en contacto con el Servicio de Atención al Cliente del banco o entidad financiera que te ha emitido la tarjeta. Una vez ahí, deberás presentar un documento escrito con la incidencia.

Si no responden o dan una respuesta negativa, puedes presentar el recurso ante el Banco de España. Es un proceso rápido, seguro y no requiere de contratar los servicios de un abogado, por lo que hay usuarios que agotan esta primera vía antes de ir por vía judicial.

En muchos casos, directamente no contestan. Si lo hacen, pueden ofrecer un acuerdo pero puede que dicho acuerdo no sea tan beneficioso como esperabas o como podría conseguir un abogado especializado en las reclamaciones de tarjetas Revolving. Y es que, a menudo estas empresas se aprovechan de que el usuario medio no conoce la ley que los ampara, por eso es importante pedir opinión a un abogado antes de firmar nada.

En cuando a los plazos, una vez presentada la reclamación extrajudicial, tienen un máximo de 2 meses para responder. Si se recurre al Banco de España, el plazo es de 4 meses.

Reclamación judicial

Para reclamar por la vía judicial hacen falta un abogado y un procurador. El abogado lo que hará será formalizar una reclamación extrajudicial, para que el usuario afectado recupere lo suyo sin necesidad de ir a juicio. Cuando un abogado interfiere, puede que se obtenga respuesta antes o puede que las condiciones del pacto sean mejores.

Si no se ofrece un pacto, al solicitarlo ya estarás demostrando buena fe. En el caso de que no se llegue a un acuerdo, es ahí donde se interpone la demanda, que tiene que ser admitida a trámite por el juzgado. El proceso se puede alargar dependiendo de la carga que tenga el juzgado. Una vez admitida, ya se podrá conocer la fecha del juicio.

Tras celebrarse el juicio, la sentencia puede tardar pocos días en conocerse, pero normalmente es rápido.

En la reclamación judicial, los plazos son de aproximadamente un mes para que el abogado pueda recopilar toda la información que necesita y presentar la demanda. A partir de ahí depende de la fecha del juicio en función de la carga del trabajo.

¿Qué alternativas hay a una Tarjeta Revolving?

La Tarjeta Fintonic ¡por supuesto! Es una tarjeta que funciona como una de débito y que tiene una línea de crédito de hasta 2.000€ que crece contigo. Cada vez que la usas, tienes premio seguro (de entre 2 céntimos a 1000€) y no pagas ninguna comisión de mantenimiento ni coste alguno por abrirtela.

Banner para conseguir una tarjeta gratis